MARCAS SONORAS EN CHILE

Por Rodrigo Sammut

Entre los diferentes tipos de marcas, las marcas sonoras han sido reconocidas en los últimos años como susceptibles de protección marcaria. La problemática surgía de que, según la ley anterior, una marca fuera un “signo visible”. Como parte de los compromisos internacionales de Chile, se modificó la definición de marca como sigue:

“se comprende todo signo que sea susceptible de representación gráfica capaz de distinguir en el mercado productos, servicios o establecimientos industriales o comerciales.”

Conceder esta protección a las marcas sonoras supone reconocerlas la capacidad de distinguir un origen empresarial y diferenciar los productos y servicios cubiertos de los de la competencia.

Las directrices del INAPI indican los pasos a seguir para poder obtener el registro de este tipo de marcas. Ha de acompañarse un registro sonoro y una descripción gráfica de la misma.

El registro sonoro se presenta en un formato electrónico, como puede ser un formato mp3 o wav. En cuanto a la representación gráfica, se acepta generalmente un pentagrama con su melodía, ritmo y armonía. La necesaria representación gráfica requerida por la ley se traduce en la publicación de este pentagrama en el Diario Oficial, y no del soporte informático de la marca.

Ejemplo:

UntitledRepresentación gráfica del Registro de marca nº 775485, en clase 36, a nombre de ALLIANZ AKTIENGESELLSCHAFT.

Para aquellas marcas que no son susceptibles de representación con un pentagrama, como por ejemplo el rugido de un león, el grito de Tarzan, el sonido de una moto Harley-Davidson, podrá representarse con una onomatopeya y junto con una descripción del sonido.

 

La inclusión tardía de este tipo de marca responde en un uso creciente de melodías en los comerciales y permiten a los consumidores identificar un producto o servicio, reproducir la experiencia de compra y diferenciarlo de los productos de la competencia.

Si están interesados en registrar una marca sonora, contáctenos a info@andesip.com